10.19.2006

TRATTORIA ITALIA


Aniversario con pasta y sabor
Artículo publicado en CARETAS el 19 de octubre

Cincuenta años han pasado desde que Procopio Chamorro entró a trabajar como mozo en la Trattoria Italia. Por entonces, la palabra trattoria era totalmente desconocida en el medio, pero Carla y Demetrio Bacchelli, los propietarios, así la denominaron. Con esta pareja de italianos empezó una historia de comida casera, sencilla y muy sabrosa que atrajo a nacionales y extranjeros que trabajaban en la pujante zona industrial de Lima. Doña Carla con generosidad sin límites enseñó todos sus secretos culinarios al personal. La crisis de los 90 la llevó de regreso a Italia y Procopio –que había pasado por los puestos de mozo, barman, cocinero y administrador– compró el local junto con otros empleados. La zona está venida a menos pero aun así ha mantenido e incrementado su clientela. Sus pastas frescas siguen siendo notables. A mi me encantan los agnolotti de zapallo con mantequilla de salvia y los espaguetis a la vóngole. El sancochado de los jueves es famoso y el clásico osobuco con polenta no tiene pierde. Como antipasto ofrecen una suerte de pan hueco muy liviano que suelen servir con prosciuto, queso parmesano y salame. La costumbre italiana de recibir al comensal con pancitos caseros y una botella de cuello largo con agua fría no se ha perdido. De postres pida un tiramisú o sabayón y cuando llegue el café le traerán también unas deliciosas galletas crocantes de pecanas. La trattoria empieza muy temprano: tienen desayunos con mozzarella en carroza, omelet de jamón y un buen capuchino.

El Anfitrión
Don Procopio tiene la seriedad y calidez del provinciano. Todo en él es discreto y preciso. Desde que está a cargo de la Trattoria la ha ampliado y refaccionado cuatro veces. Baste decir que todas las noches desarman la terraza cerrada y al día siguiente la vuelven a montar. El esfuerzo y el trabajo silencioso se nota en los detalles.
¿Usted es el empleado más antiguo?
Pedro Garibay, el cocinero, también tiene 50 años aquí. Entramos a trabajar prácticamente juntos.
¿Mantiene los mismos platos de los inicios?
Sí, no le he quitado ninguno, más bien hemos hemos ampliado la carta.
¿Quiénes son sus clientes?
Los mismos de hace 50 años. Ahora vienen con sus hijos y otros con sus nietos. Estamos atendiendo a la tercera generación.
¿Cómo celebrarán el aniversario?
Para ser estrictos, los 50 años los hemos cumplido en setiembre, pero la señora Carla Bacchelli nos hará el honor de venir de Italia con sus hijos en noviembre, o sea que la vamos a esperar para festejar con ella.

Ficha técnica
Dirección: Av. Colonial 303, Lima
Teléfono: 4314658
Horario de atención: de lunes a sábado de 7 a 7. Domigos de 9 a 5 p.m.
Cubierto: no cobra
Carta de vinos: modesta
Descorche: no cobra
Publicar un comentario